ADIVINARIO

artes adivinatorias

 

Tarot
Runas
I Ching

 

Tiradas online Gratis

Tirada Tarot 3 arcanos
Tirada de Runas online
Tirada de I Ching online
Tarot: cuestiones de trabajo y dinero
Tarot: cuestiones sentimentales cuore

Astrología Gratis

Carta Natal english
Tránsitos planetarios english
Previsiones english
Sinastria english

Página personal

Coaching
Consulting
Tarot profesional(*)
* Tiradas avanzadas con las 78 cartas del Tarot
Acceso Página Personal

Festividades Paganas

joyful_yule

doncella casadera

54.- KUEI MEI / LA DONCELLA CASADERA

Trigramas:
Superior: Chen Lo que despierta, Trueno
Inferior: Tui Lo Gozoso. Lago.

Arriba está Chen, el hijo mayor; abajo, Tui, la hija menor. El hombre camina adelante y la doncella lo sigue, feliz. Así es como se pinta la entrada de la muchacha en la casa del hombre. Hay en total cuatro hexagramas que describen la relación entre los cónyuges. El n°. 31, Hsien (la influence) que describe la atracción mutua que experimentan los miembros de una pareja joven. El n°. 32, Heng (la duración) que representa la situación duradera del matrimonio. El n° 53. Chien (el desarrollo) que ofrece un cuadro de las formas completas de vacilación y ceremonia que acompañan la conclusión de un matrimonio celebrado de acuerdo con las reglas. Finalmente Kuei Mei (la doncella casadera) (1) que muestra a un hombre de cierta edad seguido de una doncella con la que se casa.
Nota: en la China la monogamia es una regla. Cada hombre tiene solamente una esposa oficial. Esta unión, que concierne menos a los dos contrayentes que a la institución familiar, es contraída siguiendo una estricta observación de las formas. Sin embargo, el hombre está autorizado a escuchar sus tiernas inclinaciones personales, y es el más gracioso deber de una buena esposa de prestarle ayuda en estas ocasiones. La relación que se establece así se ornamenta de belleza y de claridad. La joven muchacha que, elegida por el hombre, entra en una familia se somete modestamente a la dueña de casa como una hermana menor. Se trata, bien entendido, de cuestiones delicadas y espinosas, que necesitan de mucho tacto de una parte y otra. Sin embargo, si las circunstancias son favorables, una solución se aporta así a un problema que la civilización europea no pudo resolver. Es sobreentendido que en la China una mujer puede no corresponder completamente al ideal, como en consonancia, el común de las parejas europeas no corresponde con el ideal europeo de matrimonio.
1. Richard Wilhelm traduce el nombre de este hexagrama como “das heiratende Mädchen” la muchacha a casar, que aquí se ha transcripto como “la doncella casadera”.

EL JUICIO:

“La doncella casadera. Las empresas traen desgracia. Nada que sea ventajoso”

Una muchacha a quien llevan a una familia, sin que sea la esposa principal debe conducirse con mucha circunspección y reserva. No debe decidir de suplantar a la dueña de casa porque ello significaría el desorden y la situación devendría insostenible.
Ello se aplica a todas las relaciones libres entre los humanos. Mientras que las relaciones ordenadas regularmente traducen una unión de deber y de derecho, las relaciones humanas fundadas sobre una inclinación se basan, si ellas deben durar, sobre una reserva llena de tacto.
Esta inclinación como principio de las relaciones es de una gran importancia en todas las condiciones del universo, puesto que la existencia de la naturaleza entera reposa sobre la unión del cielo y de la tierra; igualmente en los seres humanos, la libre inclinación como principio de unión constituye el alfa y el omega.

LA IMAGEN:

“Trueno sobre el lago: la imagen de la doncella casadera. Así el hombre noble comprende las cosas pasajeras a la luz de la eternidad final.”

El trueno remueve el agua del lago, que sigue su impulso con olas resplandecientes. Es la imagen de la joven muchacha que sigue al hombre de su elección. Sin embargo, toda unión recíproca de los humanos contiene en ella un peligro, que elementos turbios se infiltren, trayendo malentendidos y desagrados infinitos. Por eso es importante de nunca perder de vista la finalidad. Si se cede a los impulsos, uno se reúne y se separa siguiendo la inspiración del momento. Si por el contrario se tiene siempre presente ante los ojos la finalidad, se llegará a evitar los escollos que surgen inevitablemente en las relaciones recíprocas entre los humanos.

LAS LÍNEAS

Nueve en la base significa: “La doncella casadera como concubina. Un cojo que es capaz de caminar. Las empresas traen fortuna.”

Los príncipes de la antigüedad instituían un orden de presencia muy estricto entre las damas del palacio que estaban subordinadas a la reina como las hermanas más jóvenes a la mayor. Además, ellas pertenecían frecuentemente a la familia de la reina que las presentaba ella misma a su esposo.
El sentido es que una muchacha joven que, de acuerdo con la esposa principal, hace su entrada en una familia, no fichará la igualdad de rango con la dueña de casa, sino que se eclipsará modestamente ante ella. Sin embargo, si ella comprende la manera como ella debe adaptarse al conjunto de la situación, ella recibirá un lugar del cual ella estará completamente satisfecha y se refugiará en el amor del esposo a quien ella de hijos.
El mismo significado aparece en las relaciones entre los señores y los servidores. Puede ocurrir que un príncipe tenga en su entorno a un hombre a quien él testimonia personalmente amistad y acuerda su confianza. Este hombre debe observar las apariencia y eclipsarse con tacto detrás del ministro oficial. Pero, bien que tal situación lo mantenga impedido como a un cojo, el no deja de ser capaz de cumplir una obra gracia a la excelencia de su naturaleza.

Nueve en el segundo lugar significa: “Un tuerto es capaz de ver. La perseverancia de un hombre solitario es ventajosa.”

La situación es la de una muchacha casada con un hombre que la desilusiona. Marido y mujer deben complementarse como los dos ojos. Aquí la muchacha queda abandonada a la soledad; el hombre que eligió ha devenido infiel o se murió. Pero ella no pierde la verdadera luz interna. A pesar de que su segundo ojo se haya apagado, ella permanece resueltamente leal, incluso en la soledad.

Seis en el tercer lugar significa: “La doncella casadera como una esclava. Ella se casa como concubina.”

Una muchacha en posición humilde que no puede encontrar marido, todavía puede, en ciertas circunstancias, encontrar refugio aceptando el rol de concubina.
La situación descripta es la de una persona que desea con demasiado ardor lo que es imposible de obtener de manera normal. Se somete a una situación que no es compatible con la estima que se tiene a sí misma. El oráculo no aporta ni juicio ni advertencia sino que se limita a exponer la situación con el fin de cada uno pueda aprender la lección y elegir por sí mismo.

Nueve en el cuarto lugar significa: “La doncella casadera retarda el momento. Un matrimonio tardío viene a su debido tiempo.”

Se trata de una joven virtuosa que no quiere fallar y que por esta razón deja pasar el momento normal del casamiento. Pero ello no le trae ningún perjuicio. Ella es recompensada por su pureza y al fin encuentra, a pesar de la época tardía, el esposo que le estaba destinado.

Seis en el quinto lugar significa: “El soberano Yi dio a su hija en matrimonio. Las vestimentas bordadas no eran tan bellas como las de aquéllas que la seguían. La Luna casi llena trae fortuna.”

El soberano Yi es T’ang, el que cumple. Dicta una ley prescribiendo que las princesas imperiales, ellas también, estén sometidas a sus esposos (Ver N°11, trazo 5). El emperador no espera que su hija sea pedida sino que la da en matrimonio en el momento que juzga oportuno. Es por ello que si la familia de la muchacha toma la iniciativa, como en el caso presente, el asunto debe conformarse al orden general.
Vemos una joven muchacha de alto rango que hace un matrimonio modesto y que sabe adaptarse con gracia a su nueva situación. Está libre de toda vanidad que inspiran los ornamentos exteriores, olvida su rango en el matrimonio y se somete a su esposo, como la Luna que no está todavía llena y que no se ubica directamente frente al Sol.
Trazo gobernante

Seis en la cima significa: “La mujer tiene un cesto pero no hay frutas en él. El hombre apuñala a la oveja pero no mana sangre. Nada que sea ventajoso.”

Como sacrificio a los antepasados, la mujer debe ofrecer frutos en una cesta y el hombre debe sacrificar animales con sus propias manos. Pero aquí las formas son respetadas sólo superficialmente. La mujer tiene un cesto vacío y el hombre apuñala una oveja ya abatida, solamente para guardar las formas. Esta actitud impía y frívola no es un buen presagio para los esposos.
Trazo constituyente

hexagrama anterior
hexagrama siguiente
índice hexagramas

Copyright © 2019 Adivinario. All rights reserved. Este sitio no tiene fines lucrativos, es independiente y sólo tiene propósitos de información, entretenimiento y diversión. Está dedicado a todas las personas que tengan un verdadero interés por la filosofía, el yoga, el esoterismo y las artes adivinatorias. Somos refractarios a toda tendencia sectaria. Si alguna imagen o texto publicado en este sitio están sometidos a copyright y/o usurpan algún derecho que usted pueda reclamar, por favor háganoslo saber y, si es necesario, esa imagen o ese texto serán retirados del espacio público del sitio. Para las tiradas online es obligatorio ser mayor de 18 años y haber leído y aceptado las Condiciones Generales de Utilización. No efectuamos directamente consultas adivinatorias privadas ni respondemos a preguntas sobre cuestiones o problemas personales. Gracias por su comprensión. Para corresponder con nosotros, envíenos un mensaje a:contacto webmaster, o un mail a contacto@adivinario.com

compartir