ADIVINARIO

artes adivinatorias

 

Tarot
Runas
I Ching

 

Tiradas online Gratis

Tirada Tarot 3 arcanos
Tirada de Runas online
Tirada de I Ching online
Tarot: cuestiones de trabajo y dinero
Tarot: cuestiones sentimentales cuore

Astrología Gratis

Carta Natal english
Tránsitos planetarios english
Previsiones english
Sinastria english

Página personal

Coaching
Consulting
Tarot profesional(*)
* Tiradas avanzadas con las 78 cartas del Tarot
Acceso Página Personal

Festividades Paganas

joyful_yule

la inmovilidad

52.- KEN / LA INMOVILIDAD, LA MONTAÑA

Trigramas:
Superior: Ken, La Inmovilidad, la Montaña.
Inferior: Ken, La Inmovilidad, la Montaña.

La imagen del hexagrama es la montaña, el más joven de los hijos del cielo y de la tierra. El principio masculino está arriba y sigue en ello su dirección natural; el principio femenino está abajo, conforme al sentido de su movimiento. Entonces, un estado de reposo se ha establecido puesto que el movimiento a alcanzado su fin normal.
Aplicado al hombre, el hexagrama trata del problema de conseguir la paz del corazón. El corazón es muy difícil de calmar. Mientras que el budismo se esfuerza por alcanzar el reposo por la cesación de todo movimiento en el estado de nirvana, el punto de vista del Libro de las Transformaciones es que el reposo constituye solamente un estado polar que siempre tiene como complemento el movimiento. Es posible que el texto contenga alusiones a las prácticas de yoga.

EL JUICIO:

“La inmovilidad de la espalda para que ya no sienta más su cuerpo. Entra en la corte y no ve más a su gente. Sin reproches.”

El verdadero reposo es aquél donde el hombre se detiene cuando el movimiento se detiene y se mueve cuando ha llegado el momento de moverse. Así el reposo y el movimiento están en armonía con las exigencias del tiempo y entonces se ve nacer la luz y la vida.
El hexagrama es el fin y el comienzo de todo movimiento. Se menciona la espalda porque ella es la sede de todos los centros nerviosos que transmiten el movimiento. Cuando se hace detener el movimiento de los nervios dorsales, se ve en cierta manera que el ego y su inquietud se desvanecen. Cuando el hombre ha alcanzado una semejante paz interior puede retornarse hacia el mundo exterior. Entonces deja de percibir en él la lucha y el tumulto de los seres individuales y tiene en consecuencia la calma necesaria para comprender las grandes leyes de los fenómenos universales y acordar con ellos su conducta. Quien actúa a partir de tal profundidad ya no comete faltas.

LA IMAGEN:

“Las montañas reunidas, la imagen de la inmovilidad. Así el hombre superior no deja que sus pensamientos desborden su situación.”

El corazón piensa constantemente. Esto no puede ser cambiado, pero el movimiento del corazón, es decir, los pensamientos, deben restringirse a la situación vital inmediata. Todos los sueños y las especulaciones que van demasiado lejos solo hieren el corazón.

LAS LÍNEAS

Seis en la base significa: “Inmovilidad de sus dedos del pié. Sin reproches. La perseverancia perdurable es ventajosa.”

Mantener los dedos de los pies quietos significa mantenerse de pie antes comenzar a moverse. El comienzo es la época donde se cometen menos errores. Se está todavía en armonía con la inocencia original. Las cosas se ven intuitivamente tal como son, sin estar todavía influenciadas por el oscurecimiento que introducen el interés y el deseo. Quien se mantiene inmóvil al comienzo todavía no ha abandonado la verdad y puede encontrar la dirección justa. Es necesario solamente una firmeza constante para no dejarse bambolear sin voluntad.

Seis en el segundo lugar significa: “ Inmovilidad de sus pantorrillas. No se puede rescatar al que sigue. Su corazón no está contento.”

La pierna no puede moverse de una manera autónoma, sino que depende del movimiento del cuerpo. Cuando el cuerpo ha entrado en un movimiento rápido y que la pierna es interrumpida bruscamente, el cuerpo prosigue el movimiento pero el hombre se cae. Lo mismo ocurre con un hombre que está al servicio de alguien mucho más poderoso que él mismo y es arrastrado en su movimiento. Incluso si se encuentra en el camino de la injusticia, ya no podrá detenerse puesto que su movimiento está ligado al movimiento general. Cuando el patrón incite al avance, el sirviente no podrá detenerse aunque tenga las buenas intenciones de hacerlo.

Nueve en el tercer lugar significa: “ Inmovilidad de sus caderas. Entumecimiento del hueso sacro. Peligro. El corazón se sofoca.”

Aquí se trata del reposo obtenido por la restricción. El corazón inquiero debe ser domado con energía. Pero cuando se trata de sofocar el fuego se transforma en una humareda acre que sofoca a quien la aspira.
Por la misma razón no se debe usar la violencia en los ejercicios de meditación y de concentración. La calma debe surgir y extenderse naturalmente desde un estado de recogimiento interior. Si uno trata de imponer la calma mediante una rigidez artificial, la meditación tendrá efectos enojosos y graves.

Seis en el cuarto lugar significa: “ Inmovilidad del tronco. Sin reproches.”

Como se ha dicho más arriba en “el juicio”, mantener la espalda en reposo significa olvidar el ego. Es el más alto estado de reposo. Aquí esa etapa todavía no se ha alcanzado. Sin dudas, uno se siente capaz de mantenerse con sus pensamientos e impulsos en un estado de descanso, pero todavía no se ha liberado completamente. Mantener el corazón en reposo es una función importantísima que lleva con el tiempo a la eliminación total de los deseos egoístas. Incluso si uno aun no se encuentra totalmente libre de todos los peligros de la duda y de la inquietud, la disposición interior que abre el camino a otra más elevada no es una falta.

Seis en el quinto lugar significa: “Inmovilidad de sus mandíbulas. Las palabras tienen un orden. Los remordimientos desaparecen.”

En una situación peligrosa, sobre todo cuando uno no es capaz de hacerle frente, uno echa mano fácilmente a palabras y chistes presuntuosos. Pero los propósitos imprudentes conducen a menudo a situaciones de las cuales uno tiene mucho que lamentar. Además, si uno mantiene la reserva en el discurso, las palabras siempre tendrán un significado más consistente y entonces desaparecerá todo motivo arrepentimiento.

Nueve en la cima significa: “ Inmovilidad magnánima. ¡Fortuna! .”

Aquí se expresa la consumación del esfuerzo por obtener la tranquilidad. No solamente uno está en paz en lo que concierne a los detalles, las cosas comprendidas dentro de un círculo restricto, sino también un renunciamiento general que produce la paz en todos los dominios y una buena fortuna en todos los asuntos.
⊙ Trazo gobernante

hexagrama anterior
hexagrama siguiente
índice hexagramas

Copyright © 2019 Adivinario. All rights reserved. Este sitio no tiene fines lucrativos, es independiente y sólo tiene propósitos de información, entretenimiento y diversión. Está dedicado a todas las personas que tengan un verdadero interés por la filosofía, el yoga, el esoterismo y las artes adivinatorias. Somos refractarios a toda tendencia sectaria. Si alguna imagen o texto publicado en este sitio están sometidos a copyright y/o usurpan algún derecho que usted pueda reclamar, por favor háganoslo saber y, si es necesario, esa imagen o ese texto serán retirados del espacio público del sitio. Para las tiradas online es obligatorio ser mayor de 18 años y haber leído y aceptado las Condiciones Generales de Utilización. No efectuamos directamente consultas adivinatorias privadas ni respondemos a preguntas sobre cuestiones o problemas personales. Gracias por su comprensión. Para corresponder con nosotros, envíenos un mensaje a:contacto webmaster, o un mail a contacto@adivinario.com

compartir